miércoles, 6 de julio de 2016

5. PLAN ESPECIAL UNIVERSIDAD



Todo la planificación urbanística o diseño urbano "efectivo" del campus universitario de Logroño consistió en un mínimo Plan Especial redactado en 1996 por el am Jesús López Araquistain que fijaba el uso y edificabilidad de los edificios universitarios ya construidos o en proceso de construcción, marcaba (sin vinculación legal) el final de los viales paralelos al Ebro de Madre de Dios y Prior y creaba una calle paralela a Luis Ulloa desde avda de la Paz para dar acceso a las instalaciones de la Asociación Recreativa Cantabria ya existentes. Estos son los planos más representativos de dicho documento. La delimitación del sector:


El esquema de los viales futuros (véase en la carátula que ya dice "no vinculante"):


 La delimitación de las parcelas:


y el diseño de la calle perpendicular a Avda de la Paz que se paró ante el Colegio de los Angeles y que sigue sin llegar a la calle Madre de Dios.


El proyecto de Urbanización de la fase I, calles Madre de Dios, Prior y conexión de ambas por el Este del edificio del Politécnico fue redactado por el Estudio Glera, y firmado por el ingeniero Teodoro Ignacio Diaz Martín (PLR 13, p 85 y 98). Dirección de Obra: Rafael Alcoceba am, y Julio Lacalle (1999 - 2000).

Previamente a este proyecto de los servicios internos del Ayuntamiento, la propia Universidad, en los comienzos de su andadura bajo la dirección de Luis Español, había intentado proyectar por su cuenta algo así como un pequeño campus o algún tipo de ordenación interna, para lo que convocó un concurso al que se presentaron cuatro propuestas y una fuera del plazo firmada por Jose Miguel León, que fue la que a la postre ganó. Habida cuenta del posible problema legal que ello pudiera suponer, se pasó del concurso a un encargo directo del que carecemos de documentación (es de suponer que lo guarde la propia Universidad). Tenemos noticia a través del arquitecto Ignacio Martínez Zapater, colaborador en ese proyecto, de que el nexo de unión entre edificios era el uso del ladrillo rojo que ya tenían el edificio de Magisterio, el de Peritos y el Quintiliano hecho por el propio José Miguel León. Resulta por ello curioso que la propia Universidad aceptase el posterior forrado de chapa en el edificio de Magisterio y Peritos destruyendo el débil nexo de unidad.


Un trasvase posterior de edificabilidad posterior dejó como parking la alargada parcela situada al sur de la Sociedad Recreativa Cantabria. Y eso fue todo el pensamiento urbano que requirió el flamante Campus Universitario de Logroño. En el epígrafe siguiente vamos a ir viendo sus arquitecturas, la mayor parte de ellas anteriores al Plan, como puede deducirse de las siluetas de los edificios ya dibujados en el último de los planos. En el capítulo 10 del volumen I de esta guía, pag 438 se da cuenta de algunos de ellos por lo que evitaremos repetirlos aquí.